domingo, 22 de noviembre de 2015

LA IMPORTANCIA DE LA FILOSOFÍA

Estas últimas semanas, desde las distintas asociaciones de profesores de filosofía y los profesores a título particular, estamos tratando de concienciar de la importancia de esta materia, no sólo en el ámbito de las humanidades sino en cualquier otro ámbito del conocimiento humano.

La Filosofía es la amistad que tenemos con la sabiduría, con el saber, con la realidad en definitiva; es ésta asignatura la que nos enseña a pensar y a no aborregarnos, la que nos imprime un ser diferente porque nos ayuda a ser conscientes de nuestra identidad en lo individual y en lo colectivo, la que nos ayuda a entender el mundo de hoy y cómo en esencia no es tan distinto de otros tiempos en los que los sabios eran condenados a beber cicuta por mantener unos criterios éticos que a su vez ponían en entredicho las actuaciones egoístas del poder.

En esta asignatura he tratado en la medida que mis limitaciones me lo permitían, de enseñar la fuerza que tiene un pensamiento creativo, crítico con las posiciones de otros y con las nuestras propias, abierto a otros puntos de vista que pueden empaparnos de verdades diferentes, de que las culturas son distintas pero que tenemos cosas comunes, de no cerrarnos en un centralismo dogmático que no lleva a ningún lado, ... Creo que esta suerte no la tienen otras materias, o al menos no en la misma medida.

Desgraciadamente nos quieren llevar a un mundo tecnologizado, en el que prima la pantalla en lugar del libro de papel, en el que es más importante cualquier "arte" práctica antes que el juego o incluso el deporte, en el que es más importante el triunfo a costa de lo que sea que preservar mi dignidad como persona, en el que se nos habla de creatividad en la educación pero se nos marcan unos "estándares" que normalizan a los alumnos, o en el que se nos impide a los docentes tener tiempo suficiente para investigar y reflexionar sobre nuestra tarea porque es más importante obtener números y datos. Con todo ello se empobrecen nuestros alumnos y de ello somos responsables todos: administración, familias, docentes y los propios alumnos.

No me voy a enrollar más; os dejo un par de enlaces con sendos artículos de prensa parecidos en el diario EL PAÍS estos últimos días...

11 cosas en las que nuestros hijos serán peores si no estudian Filosofía


Se admiten comentarios...

jueves, 19 de noviembre de 2015

Trabajo en equipos: LA VERDAD

Trabajar la filosofía puede parecer algo aburrido; pensar, hablar, exponer mis ideas,... Siempre es difícil exponernos a los demás y en especial exponer nuestros pensamientos. Porque las tonterías las decimos sin pensar y no tienen contenidos esenciales para nosotros, aunque no olvidemos que, de alguna manera, nos retratan.

La asignatura de Filosofía debe plantearse como un inicio al pensamiento crítico y a la reflexión acerca de temas y realidades que se hacen presentes en nuestras vidas, incluso aunque no queramos. De esta manera la puerta de nuestra casa, de nuestra mente, queda permanentemente abierta y expuesta a lo que entre en ella sin ningún control por nuestra parte. La mayoría de las ocasiones sólo entra polvo, pero incluso el polvo, si no lo limpiamos, va dejando un poso que luego es difícil de eliminar y acaba por ser parte de nosotros.

En fin, que siempre está bien poder hablar de cosas interesantes, escuchar a mis compañeros decir cosas interesantes o divertidas, o simplemente escuchar...

Hoy el trabajo era ni más ni menos que hablar acerca de la VERDAD y tratar de definir qué es la VERDAD. En media hora hemos arreglado el mundo y hemos dado solución a uno de los grandes problemas que se plantea la filosofía; no sé vosotros pero yo me lo he pasado genial viendo y observando cómo todos habéis hecho un gran trabajo, dando vuestras opiniones, exponiendo vuestros pensamientos, incluso alguno hasta se ha puesto colorado,...

¡¡¡Y LUEGO DICEN QUE LA FILOSOFÍA ES ABURRIDA!!!





martes, 10 de noviembre de 2015

miércoles, 4 de noviembre de 2015